top of page
Buscar
  • Foto del escritorRedacción

SEAT S.A. arranca su electrificación en Martorell


Un 22 de febrero, de hace 30 años, se inauguraba la fábrica de SEAT S.A. en Martorell. Coincidiendo con este aniversario, la compañía arranca la mayor transformación de su historia con una inversión total de 3,000 millones de euros. Esta transición de combustión a electrificación implicará a todas las áreas: investigación y desarrollo, producción y logística, el comercial y el de personas y organización. La fábrica principal de SEAT S.A. empezará a producir vehículos totalmente eléctricos en 2025 para diferentes marcas del Grupo. Con este objetivo, se diseñó un plan estratégico que cuenta con 5 pilares principales: personas y organización, electrificación y producto, producción “end to end” (E2E), digitalización y sostenibilidad. Uno de los proyectos estrella de esta transformación es el liderazgo de SEAT S.A. en el clúster Small BEV para el Grupo Volkswagen, la familia de vehículos que democratizará la movilidad urbana sostenible para diferentes marcas. Martorell se convertirá en uno de los centros de producción del Grupo para estos autos eléctricos y en una parte crucial de la cadena de valor del vehículo eléctrico en España. El presidente de SEAT y CUPRA, Wayne Griffiths, declaró: "A lo largo de los últimos 30 años, SEAT S.A. generó empleo e impulsó el crecimiento industrial del país, y hay más planes para el futuro. Tenemos la ambición de producir vehículos eléctricos made in Spain a partir de 2025 y, dentro de esta transformación, Martorell también fabricará el CUPRA UrbanRebel. Gracias a este proyecto, el más importante de nuestra compañía en los próximos años, nuestros empleados y la fábrica iniciarán una nueva era”. La transformación de la compañía va en línea a la apuesta clara de SEAT S.A. y del Grupo por la electrificación de España con el proyecto Future: Fast Forward. Junto a sus socios, el plan incluye la electrificación de las fábricas de Martorell y Pamplona, la construcción de una gigafactoría de celdas de baterías en Sagunto (Valencia) y la creación de un completo ecosistema de proveedores. Se estima que este proyecto de país tendrá un impacto positivo en la economía española de más de 21,000 millones de euros. La introducción del vehículo eléctrico también requiere un cambio cultural en las personas y en la incorporación de nuevas tecnologías. La compañía activó un ambicioso plan con el objetivo de formar a sus empleados, conseguir una organización más eficiente y acompañar en esos cambios a todos los equipos implicados. En paralelo, SEAT S.A. invertirá en sus instalaciones de producción para transformar Martorell en una fábrica inteligente. Para ello, implementará herramientas de datos e inteligencia empresarial, realidad virtual o el uso del big data para mejorar los procesos productivos y el monitoreo en tiempo real. Markus Haupt, vicepresidente ejecutivo de Producción y Logística de SEAT S.A., añadió: "El foco de esta transformación está en nuestras fábricas, con lo que tenemos un gran reto por delante: el cambio de nuestros procesos de producción para conseguir que la electrificación sea una realidad. Para lograrlo, integraremos nuevas tecnologías en Martorell y formaremos a nuestra plantilla para asegurarnos que cuentan con las instalaciones y las competencias necesarias para afrontar la electrificación de SEAT S.A.". Producción en Martorell: motor de crecimiento y desarrollo En la actualidad, alrededor de 12,000 empleados trabajan en la fábrica y en la sede central de Martorell. La planta tiene una superficie total de 2.8 millones de metros cuadrados, lo que equivale a 400 campos de fútbol. Inaugurada en 1993 tras 34 meses de obras, la fábrica inició su actividad tras una inversión de 244,500 millones de pesetas (1,470 millones de euros). SEAT S.A. trasladó la producción de sus antiguas instalaciones de la Zona Franca de Barcelona, donde la marca fabricaba automóviles desde 1953, a la fábrica de Martorell, a sólo 30 kilómetros de distancia. Desde entonces, SEAT S.A. ha producido más de 12 millones de vehículos de un total de 45 modelos dentro de las instalaciones, comercializando en más de 70 países diferentes de todo el mundo. El año pasado el 83% de los automóviles que salieron de la línea de producción de Martorell fueron exportados. Los primeros modelos que salieron de la línea de montaje de Martorell fueron la segunda generación del SEAT Ibiza y la primera del Córdoba, a un ritmo de 1,500 vehículos diarios. En los últimos 30 años, los modelos más producidos en la planta de Martorell han sido SEAT Ibiza (4.7 millones), la familia León (2.5 millones) y SEAT Córdoba (más de 1 millón), mientras que el auto más fabricado en la actualidad es CUPRA Formentor. Como parte del sistema de producción global del Grupo Volkswagen, la planta de Martorell también ha producido el Audi Q3 y actualmente fabrica el Audi A1. #SEAT, #CUPRA, #Martorell

10 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page